top of page
  • Foto del escritorYolanda Cruz López

La educación transversal, única arma contra la violencia machista

«De lo que se trata es de que, de modo transversal, se forme y se profundice en términos como paridad, igualdad, equidad y respeto, porque si esa primera piedra no se calza, no vamos a ninguna parte»


Martes, 28 de noviembre 2023. EL IDEAL


La educación desde una perspectiva de género es necesaria, sí, continúa siéndolo. No se trata solo de lucir el emblema colorido de los Objetivos de Desarrollo Sostenible con los que nuestro país está comprometido, ni de rediseñar la Website de tu empresa mostrando los ansiados quesitos. No solo se trata de ofrecer subvenciones en base al pacto de Estado porque que hay que ejecutarlas, de lo que se trata es de que, de modo transversal, se forme y se profundice en términos como paridad, igualdad, equidad y respeto, porque si esa primera piedra no se calza, no vamos a ninguna parte.


Parte de mi trabajo me lleva a colegios e institutos para realizar proyecciones cinematográficas educativas siempre en la igualdad, y a pesar de que, afortunadamente, siempre encuentro en las aulas algunos chicos y chicas comprometidos con formar parte de una sociedad más respetuosa e igualitaria, todavía son mayoría aquellos y aquellas jóvenes que no entienden por qué «otra vez» vamos a dar la turra con la igualdad, estudiantes convencidos de que la leyes favorecen a las mujeres, de que las jóvenes no necesitan trabajar para ganar dinero porque existen aplicaciones que les permiten publicar videos, de cualquier índole, a cambio de dinero; de que lo normal es que sean ellas las que se queden en casa con los niños porque ganan menos y de que las chicas no deben ni salir a deshoras ni ligar con quien quieran porque entonces pasan ser las calentonas o frescas de la clase. Y así uno año tras otro. Y asistes a esa sinfonía de altavoces polifónicos que, sin duda, repican lo que escuchan a otros jóvenes, a sus familias o a otra gente de su entorno, y recalco sin dudas porque se me hace muy difícil asumir que chicos y chicas de entre 14 y 16 años estén al tanto de las leyes de este país, y del desequilibrio salarial.


Sí, la educación es muy necesaria porque es la única vía para alcanzar nuestro objetivo: vivir en una sociedad más justa. Pero esta educación ha de ser trasversal y no solo ha de ir dirigida a los chicos y chicas, sus familias también deben cooperar en esto, aunque a menudo sucede todo lo contrario. Sin embargo, hay momentos en los que crees que algún día puede ser posible, cuando encuentras a profesionales que se lo creen y lo asumen. La semana pasada he participado en una jornada educativa que Airbus – Cádiz, ha organizado para sus trabajadoras y trabajadores. Sí, lo ha leído bien. Las trabajadoras invitan a un compañero y en igualdad de representación acuden juntos a escuchar hablar de la igualdad y el respeto como armas para acabar con la Violencia de Género, con la violencia machista que a muchos les gusta negar. He compartido mesa con Jesús Pozo; Pasión Vega, una de las primeras cantantes en tomar posición con su música frente a la VG; Carlota Corredera e Irene Laseca, futbolista esta temporada en el Cádiz. El cuerpo de trabajadores de Airbus Cádiz que asistió a la actividad no dejó de intervenir, aportando su experiencia personal y sus opiniones. Actos como ese son los que te hacen creer que es posible.

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page